Blogia
ME SABE MAL, el blog de @Franesco

EL PP APLAUDIÓ EN LA CÁMARA A CAMPS

Pese a su posterior petición de disculpas, o como se pueda llamar al modo de rectificar de Francisco Camps, una cosa tenemos clara quienes prestamos atención a la penúltima escena del presidente valenciano, que acusó al portavoz socialista de querer asesinarlo: todos los parlamentarios autonómicos del PP presentes en la cámara –Ricardo Costa, precisamente, no era uno de ellos– jalearon y aplaudieron las palabras de Camps.

 

Para quien no conozca las palabras exactas, esto es lo que el todavía –para vergüenza de cualquier valenciano de bien– presidente de la Generalitat Valenciana le dijo al portavoz socialista Ángel Luna en la sesión parlamentaria de la mañana:

 

A usted le encantaría coger una camioneta y venirse de madrugada a mi casa y que, por la mañana, apareciese yo boca abajo en una cuneta.”

 

Y esto es lo que tardó casi diez horas en añadir:

 

“Me gustaría pedir disculpas si he herido la sensibilidad de alguien, que entiendo que pueda ser así, por la frase que esta mañana, en el calor del debate parlamentario, pueda haber dicho. De igual manera, me encantaría que los socialistas pidiesen perdón públicamente por la cantidad de insultos y de infamias que me han proferido a mi persona.”

 

Entre unas palabras y otras, nadie en el PP valenciano puso públicamente en cuestión lo dicho por quien los dirige, lo cual demuestra la miseria moral de todos sus componentes…

 

Que cada palo aguante su vela.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

4 comentarios

Franesco -

PEDRO: Ojalá sea cierto que les lleva la ruina a los de Génova, como ya ha hecho con los valencianos, aunque no lo veo yo tan claro...

NICOLÁS: ¿Pueden ser más peligrosos los seguidores que los dirigentes?

ALBERTO: No tengo ninguna duda.

Alberto Ginel Saúl -

Muchos lo aplaudirán en la urna, que es lo peor...

Nicolás -

Te aseguro que muchos votantes también lo jalearon. Y eso es mucho más preocupante.

Pedro -

Lo que debió intermediar en esas 10 horas fue una llamada de Génova, que ya están hasta los cojones del curita este que les va a llevar a la ruina.

De todos modos observemos la frase. Porque el destinatario primero de las disculpas debería haber sido al tipo al que has acusado de querer asesinarte, y como vemos en la frase ésta está hecha con una ambiguedad calculada para evitar hacerlo.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres